Mr. Inbetween, la serie que tendrías que ver

0
163
Mr Inbetween

Hoy vamos a hablar de Mr. Inbetween la serie de Scott Ryan. Tres temporadas tiene esta maravilla. La tienes disponible en HBO Max, y cada episodio te robará 28 min, y créeme será un tiempo bien empleado.

La historia de un matón

La serie trata de un matón a sueldo que se dedica a recaudar las deudas de su jefe. Seguiremos a Ray Shoesmith en su día a día mientras lidia con diferentes tipos de criminales y con los problemas de su vida cotidiana.

Ser padre separado, encontrar el amor y cuidar de su entorno con esa habilidad especial que tiene para la violencia. Todo contado con un sutil humor negro y un formato que recuerda mucho al maestro John Cassavetes. Esa naturalidad que otorga el cine independiente rozando el costumbrismo.

Scott Ryan

Pero para entender Mr. Inbetween hay que hablar de Scott Ryan, el artífice de esta joya. El tío pertenece ya por derecho propio al club de australianos ilustres. Y es que Australia nos ha dado mucho talento, gente como George Miller (Mad Max), Everett de Roche (Long Weekend) Richard Franklin (Patrick), Justin Kurzel (Snowtown) etc.

El rollo esta en que Scott Ryan sale prácticamente de la nada, no tiene mucha filmografía en Imdb. Puedes encontrar la película que hizo como trabajo de final de curso que se llama The Magician  que sirve como semilla para el personaje de esta serie y poco más.

Y aquí es donde entra otro ilustre australiano Nash Edgerton (Gringo) director de cine y hermano del actor Joel Edgerton (Warrior) y colega de Scott Ryan que le ayuda a convertir un trabajo de fin de curso en una película que consigue peso en los festivales de cine independiente, y de ahí nace el personaje que protagonizará Mr. Inbetween. Aquí tenéis el enlace a la película.

13 años para el éxito

Pero tienen que pasar 13 años desde la peli para que Nash Edgerton consiga vender la idea a la cadena FX y les produzca una temporada de 6 episodios, que ante la calidad que atesora es renovada en el acto.

Scott Ryan después de bastantes decepciones, no está muy convencido y deja toda la parte de producción en las manos de Nash Edgerton, eso sí todos los guiones son suyos y que la serie funcione se basa en el carisma que tiene. Tras la primera temporada ya se realizan dos más y con mayor número de episodios.

Una joya oculta

Y tras ver las tres temporadas os puedo decir que es de lo mejor que he visto. Tiene un gran final, los guiones son inteligentes, tiene un ritmo cojonudo, un humor negro muy fino,  un personaje que vale oro acompañado por secundarios muy bien escritos. En cierta forma me recuerda a Justified por el trato que se le da a la trama y el componente humano que se le da a los personajes, no es simplista, todos tienen matices, hasta el secundario más secundario. Dadle una oportunidad es una joya oculta. Mirad como sonríe este cabrón.